On Air Now Viva FM Orlando Midnight - 6:00am Email
Now Playing Detalles Oscar D Leon Download

El príncipe Enrique afirma que solo lloró una vez por la muerte de su madre

Recreó el viaje en carro que llevó a la muerte de su madre el 31 de agosto de 1997 en un túnel en París, con la esperanza de poner fin “a una década de dolor implacable”.

El príncipe Enrique del Reino Unido ha revelado que “solo lloró una vez”, durante el entierro, por la pérdida de su madre, la princesa Diana, fallecida en un accidente de coche en 1997.

El hijo menor del rey Carlos III y su primera esposa confiesa haberse sentido “culpable” por esa incapacidad de llorar, que atribuye a su restrictiva educación, en una entrevista con la cadena británica ITV, previa a la publicación el martes de su libro de memorias, titulado en español “En la sombra”.

Según extractos de esta entrevista, que se emite en su totalidad este domingo a las 21 GMT, Carlos ni siquiera le abrazó cuando le comunicó la muerte de su madre sentado en su cama en el castillo escocés de Balmoral.

Enrique revela también que el hermano de Diana, el conde Carlos Spencer, se opuso inicialmente, calificándolo de “barbaridad”, a que Guillermo y Enrique, entonces de 15 y 12 años, caminaran detrás del ataúd de su madre durante la procesión pública por su entierro, un acto que afectó profundamente a los menores.

El príncipe de 38 años dice que él y seguramente también su hermano -el actual heredero al trono- se sintieron culpables al ver y estrechar la mano a miles de ciudadanos que lloraban, cuando ellos no eran capaces de demostrar emoción.

“Había 50,000 ramos de flores para nuestra madre y ahí estábamos, estrechándole la mano a la gente, sonriendo…”, rememora Enrique, que agrega que luego entendieron por qué tenían las manos “mojadas”, era “de secarse las lágrimas”.

“Todo el mundo pensaba y sentía que conocía a nuestra madre, y las dos personas más cercanas a ella, las dos personas que ella más amaba, no pudieron mostrar ninguna emoción en aquel momento”, declara al periodista Tom Bradby en “Enrique: La entrevista”.

El príncipe, que actualmente vive en Estados Unidos, explica asimismo que recreó el viaje en coche que llevó a la muerte de su madre el 31 de agosto de 1997 en un túnel en París, con la esperanza de poner fin “a una década de dolor implacable”.

La entrevista de ITV es una de cuatro -el resto, con cadenas estadounidenses- que Enrique ha concedido antes de que el 10 de enero salga a la venta su libro, en inglés “Spare” (El repuesto - como llama la aristocracia inglesa al segundo hijo, suplente del heredero).

En otros extractos de las declaraciones a ITV, Enrique defiende su decisión de contar su versión de la historia (“no veo cómo no hacerlo puede servir de algo”, dice) y asegura que quiere una “reconciliación” con su familia, aunque primero debe haber una asunción de “responsabilidades”.

Por otra parte, en base a filtraciones del libro -que se publicó prematuramente por error en España, aunque luego se retiró de las librerías-, también se ha sabido que supuestamente el príncipe Carlos se sentía celoso de la popularidad de sus nueras y que Guillermo agredió físicamente a Enrique en una discusión sobre Meghan.

Enrique asegura también que ambos hermanos imploraron a su padre que no se casara con Camila; que mató a 25 talibanes como piloto de helicópteros en Afganistán; que perdió la virginidad a los 17 años con una mujer mayor fuera de un pub lleno de gente y que ha consumido cocaína y setas alucinógenas.

More from Otras Noticias

Listen Live Listen